El abogado de Bush se apunta al matrimonio gay


Olson y Boies

David Boies, el abogado de los New York Yankees y de Al Gore en el caso de las papeletas de Florida de 2000,  explica en las páginas de The Wall Street Journal por qué él y su antiguo oponente Ted Olson, valedor de George W. Bush ante el Tribunal Supremo de Florida que validó su elección como presidente de la nación, están intentando que la proposición 8, que prohíbe el matrimonio homosexual en California, sea declarada inconstitucional.

El Tribunal Supremo ha sostenido en repetidas ocasiones que el derecho de casarse con la persona a la que uno ama es un derecho fundamental que no puede ser violado por los estados. .. En 1987 el TS votó se manifestó de forma unánime en contra de una ley de Misuri que prohibía que los presos se casasen.

… no existe una política estatal legítima que justifique la proposición 8. .. Es prácticamente imposible imaginarse a dos heterosexuales enamorados que quieran casarse y decidan no hacerlo porque los gays y las lesbianas también tengan ese derecho. Igual de difícil resulta pensar en una pareja cuyo matrimonio tiene problemas que basen su decisión sobre el divorcio en el hecho de que sus vecinos estén casados o vivan como pareja. ..

También se refiere a otro de los argumentos, desde mi punto de vista el más demencial,  de la derecha teocon contra el matrimonio entre personas del mismo sexo:

Asimismo, no es creíble que privar a los gays y a las lesbianas de sus derechos básicos les haga cambiar de orientación sexual. Incluso si fuese así, sería inconstitucional. Sin embargo, de hecho la orientación sexual de los gays y las lesbianas es un rasgo dado por dios, igual que el color de la piel o la orientación de los heterosexuales…

En su defensa del matrimonio gay, Boies evita estigmatizar a quienes se oponen, y tampoco les niega su derecho a la libertad de expresión. Esta es una de las mayores diferencias entre el movimiento a favor del matrimonio entre iguales en los EE.UU. y en algunos lugares de Europa, donde gracias a la cobardía de la derecha liberal este asunto ha sido usado como punta de lanza de la agenda política de la izquierda, a veces radical:

Hay personas que creen sinceramente que la homosexualidad contradice su religión, y la Primera Enmienda garantiza su libertad de expresión. Sin embargo, tanto esta enmienda como los artículos relativos a las garantías procesales [quinta enmienda] y la igualdad ante la ley [decimocuarta enmienda] descartan la posibilidad de que su oposición basada en razones religiosas tenga que ser contemplada por la ley…

En pasado mes de mayo, Ted Olson, en una entrevista concedida al Wahsington Examinar, apelaba a los mismos principios que Boies (igualdad ante la ley y garantías procesales) y añadía su opinión personal:

Personalmente creo que negar a los individuos ciertos derechos debido a su orientación sexual está mal.

Tras la aprobación en noviembre de 2008 de la proposición 8 en California por un 52% de los votos, muchos analistas conversadores europeos y algunos miembros de la jerarquía católica española celebraron la noticia como un triunfo para su causa y señalaron con delectación que muchos californianos que habían votado a Obama también lo habían hecho a favor de prohibir el matrimonio entre personas del mismo sexo. Sin embargo, la opinión publicada conservadora en los EE.UU. se manifestó con mucho menos optimismo. Numerosos comentaristas y políticos consideraron el triunfo del “sí” como una auténtica victoria pírrica. La campaña del “no” había sido pésima; la del “sí”,  brillante. Además, esta había contado con entre 5 y 10 veces más fondos que la otra, un hecho que detrajo recursos vitales a la campaña presidencial de McCain. Pese a todo esto, el 4% de diferencia, mucho menos del esperado, hacía prever un futuro negro para los contrarios al matrimonio gay. Era probable que a partir de entonces algunos estados comenzasen a aprobar leyes de matrimonio en el Legislativo y que un número creciente de políticos republicanos votase a favor o simplemente se negase a hacer de este asunto un tema fundamental.

De hecho, así ha ocurrido en algunos estados de Nueva Inglaterra como Vermont y el libertario New Hampshire (en noviembre Maine celebrará un referéndum sobre la medida). Por su parte, Nueva York y Washington D.C. reconocen los matrimonios gay celebrados en otras partes del país.

¿Es el matrimonio gay en los EE.UU. inevitable? Eso opinaba hace un tiempo Bernard Whitman desde las páginas de la revista Forbes, un semanario nada sospechosa de mariprogresismo y que ha publicado algunos artículos interesantes sobre los beneficios económicos para todos del gay marriage (“¡cerdos capitalista!”, clama la neoderecha socialista Caritas in Veritate en mano). A juicio del presidente de la empresa de encuestas Whitman Inside Strategies:

Me encanta escuchar a los conservadores discutir sobre este asunto, porque siempre me ha parecido extraño que el partido del Estado limitado y la responsabilidad individual se oponga al matrimonio. Se dice que los republicanos quieren un Estado lo suficientemente pequeño para que quepa en tu dormitorio. Tal vez este sentimiento esté comenzando a cambiar, y por buenas razones. Hace poco estuve en Fox News, y durante un intermedio les pregunté a los demás invitados, todos ellos conservadores  prominentes, cómo justifican su oposición a los matrimonios entre gays y lesbianas cuando al mismo tiempo están a favor de que el Estado tenga menos influencia en nuestras vidas y piensan que lo que hay que hacer es reforzar a nuestras familias… La respuesta fue un silencia atronador. La realidad es que la libertad para casarse en totalmente coherente con los principios fundamentales del Partido Republicano.

Tal vez tenga razón. Sin embargo, no creo que, como afirman algunos progresistas, el matrimonio gay ponga fin a la llamada “guerra cultural”, que en mi opinión no debería concluir, aunque sí centrarse en lo que de verdad importa: la libertad individual frente al paternalismo estatal y el totalitarismo, bien sea de corte laicista o religioso –cualquier católico de bien debería oponerse a la alianza entre Benedicto XVI y Tariq Ramadam con la misma firmeza con que lucha contra el aborto-.

Free markets, free minds and free souls! Ahora más que nunca.

chuecadilly@yahoo.es

4 Respuestas a “El abogado de Bush se apunta al matrimonio gay

  1. Sigo sin entender qué tiene que ver la defensa de una institución como el matrimonio(da igual cuál)con un autentico pensamiento libertario.¿No es acaso el matrimonio la tumba de la libetad individual?.En fin,hay cosas que nunca acabré de comprender.Cosas como este debate sobre el matrimonio homosexual,un debate viciado por la base.Me explico,si partimos de una definición de matrimonio como una unión legal entre hombre y mujer entonces es obvio que no se le niega a ninguna persona homosexual su derecho a casarse,de hecho se han casado y aún se casan…con personas del sexo opuesto(esas personas también pueden ser,a su vez,homosexuales lo cual da lugar,en ocasiones,a matrimonios formados por un hombre homosexual y una mujer lesbiana,dicho sea de paso),con lo que se demuestra que puedenejercer su derecho al matrimonio como cualquier hijo de vecino.Otra cosa es si son o no felices con esa unión,pero eso no es una cuestión politica,sino un asunto particular.Nadie les obliga a casarse y,obviamente,el matrimonio no es una garantia de felicidad,precisamente….Ahora bien,si queremos “refundar” la noción de matrimonio(algo perfectamente legítimo puesto que se trata de un concepto artificial inventado por el hombre y,por ello,sujeto a los cambios que el propio hombre quiera hacer)y hacer que englobe las uniones sancionadas legalmente entre personas del mismo sexo,habriamos de plantearnos honestamente porqué hemos de limitarnos a esa visión estrecha de esta institución.¿Acaso no nos parecia estrecha,caduca y anticuada la concepción del matrimonio que “solo” consideraba como tal la unión del hombre con la mujer?¿Porqué,entonces,no aceptamos una concepción mas abierta del matrimonio,una concepción que incluyera,por ejemplo,la poligamia(siempre entre adultos consentidores,por supuesto)o el matrimonio entre parientes cercanos(por ejemplo,entre hermanos(adultos ambos,claro)o entre padres e hijos(siempre y cuando los hijos fueran mayores de edad)?¿Porqué no?.Siempre que he planteado esta pregunta me he topado(tanto entre heterosexuales,como homosexuales)con actitudes que iban desde la mas franca hipocresia hasta el “tirar balones fuera”.
    Siempre me han gustado tus artículos de LD(y me parece un estúpido error que te hayan hechado a ti y a Girauta)por su lucidez y ausencia de servidumbres ideológicas,asi que me gustaria saber realmente qué opinas de ello.
    Gracias
    Nemrod

  2. En este, como en tantos otros asuntos, la derecha ha perdido la batalla de las ideas por los complejos agobiantes y castrantes.

    La izquierda, como siempre, ha ganado por goleada “maltesa” la campaña de la propaganda.

    Lo de siempre.

    John W.

    • Te recomiendo este magnífico artículo de José Carlos Rodríguez publicado hace más de uno año pero que no ha perdido vigencia. Lo malo es que algunos de los que piden un regreso a los principios son los primeros que los perdieron. Me temo que en la mayoría de la opinión publicada conservadora, y también liberal, en España, el texto de JCR debe de sonar a auténtica frikada. Para mí es puro sentido común y coherencia mínima con el principio de Estado limitado.

      http://www.libertaddigital.com/opinion/jose-carlos-rodriguez/senor-rajoy-sabe-que-ha-perdido-las-elecciones-43964/

      • Recuerdo este articulo, lo leí en su momento en LD. Soy asiduo.

        Desgraciadamente está en lo cierto, como bien dices.

        Con la que está cayendo en las situaciones económica y política, ya se han empezado a oír palabras que nadie nos atreveríamos mencionar.

        Estamos empezando un camino muy tenebroso, siniestro y peligroso. Ya veremos donde y como acabamos.

        John W.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s